viernes, 28 de enero de 2011

Wulff y Komorowski

Con respecto al viaje de Christian Wulff a Auschwitz-Birkenau, la Hannoversche Allgemeine Zeitung editorializa hoy:

Para las relaciones entre Polonia y Alemania, la combinación de dos jóvenes presidentes, Wulff y Komorowski, es verdaderamente un regalo del cielo. Ambos han contribuido considerablemente a aflojar las tensiones entre sus naciones. Komorowski tiene un acento pro-alemán y pro-europeo. Y Wulff muestra, desde Polonia a Israel, una inesperada sensibilidad frente a los los pueblos que, en el pasado, sufrieron bajo los alemanes.

2 comentarios:

Ljudmila dijo...

Marta todos los pueblos maduran y a los mas jovenes, por un lado, les pesa (aparentemente) menos la carga del pasado. Me llamo la atencion cuando estuve en Auschwitz la gran concurrencia de jovenes interesados! Los hay tambien que nada les importa y alli esta nuestra mision abrirles la mente para que cosas como estas no ocurran nunca mas, pero que hay que asumirlas como herencia con todo lo bueno y lo malo que heredan las naciones o la humanidad, sencillamente porque somos parte.

Marta Salazar dijo...

así es, así es, gracias Ljudmila! aunque no está bien que "no les importe"... después traduzco las frases que Wulff dedicó a este tema :)