domingo, 24 de agosto de 2014

La guerra NO es la continuación de la política...


Muchas veces, se critica, desde América (Norte y Sur) que Europa no esté decidida a actuar, que no quiera actuar, que esconda la cabeza y sea cobarde... Que no intervenga en Ucrania, por ej. Se dice que los EEUU estarían dispuestos a enviar militares a luchar a Ucrania.

De partida, dudo muchísimo que Obama envíe o incluso que Bush hubiese enviado divisiones a Ucrania, a luchas con Rusia de Putin. Estoy segura de que, ni siquiera John McCain -pese a toda su palabrería- lo hubiera hecho.

En Europa, no pensamos que "la guerra sea la continuación de la política por otros medios". La frase de Carl von Clausewitz (Vom Kriege I, 1, 24) fue publicada por primera vez hace 182 anos... Clausewitz explicaba, a continuación, que la guerra es un instrumento de la política y fundamentaba así el llamado primado de la política que, en una corta frase, podríamos resumir como "la guerra no se manda a sí misma".

Cuando se agotan, o parecen agotarse los mecanismos de la razón política, las apelaciones al respeto del derecho internacional, en Europa, no recurrimos inmediatamente a las armas... No recurrimos a las armas, en absoluto. Y eso es bueno.

El mismo hecho que el conflicto de Ucrania no se haya convertido en una guerra -y antes el de Georgia- significa que los mecanismos para asegurar la paz son efectivos (incluyendo el Tratado de la OTAN). No estamos en 1914, pese a todos los fantasmas que circulan en Europa...