viernes, 20 de febrero de 2015

Corán: "cualquiera que mate a un inocente, es como si matara a toda la humanidad", Obama


Con insistencia, los musulmanes aclaran que la violencia islamista no tiene nada que ver con el Islam. Yo les diría que sí tiene que ver. Pero comprendo que este no tener nada que ver es una forma de distanciarse y de quitar legitimidad al terrorismo islámico.

Un recurso literario que significa que más bien lo que Obama, antes de ayer, en la Cumbre contra el terrorismo expresó muy bien en la frase:

“We are not at war with Islam. We are at war with people who have perverted Islam (...). No religion is responsible for terrorism. People are responsible for violence and terrorism”. Ver mi artículo Obama: no estamos en guerra con el Islam

En rigor, no es que no tenga nada que ver con el Islam, es que es una perversión del Islam. De ahí la necesidad de que los grandes doctores en religión islámíca rechacen con aún más fuerza esta peversión. Lo que ya hacen...

Sin embargo, como dice Berger, "a los musulmanes les hace falta un Papa... que prohíba la guerra santa". Ver Entrevista a teólogo Klaus Berger: la religión de la familia, el Islam, los papas protestantes, la virginidad de María y otros temas

Obama aclara -con razón- que "clérigos y eruditos musulmanes -respetados no sólo aquí en los Estados Unidos, sino en todo el mundo- que aclaran que esta es una interpretación retorcida de su fe. Ellos dejan muy claro lo que el Islam representa. Y estamos unidos por algunos de estos líderes en la actualidad. Estos líderes religiosos y académicos predican que el Islam llama a la paz, a la justicia y a la tolerancia hacia los demás; que el terrorismo está prohibido: que el Corán dice cualquiera que mate a un inocente, es como si hubiera matado a toda la humanidad. Esas son las voces que representan a más de mil millones de personas en todo el mundo". Ver Las personas y no las religiones son responsables de la violencia y el terrorismo, Obama

Sin embargo, la pregunta es si los escuchamos... La mayoría -al menos en Alemania- de la gente no oye a los musulmanes, los medios de comunicación generalmente publican las noticias sensacionalistas de predicadores del odio; pero rara vez, lo que dicen aquellos que llaman a la paz y a la tolerancia y el entendimiento.

En Alemania y me temo que en todo el mundo, el diálogo interreligioso no tiene buena prensa (me consta, porque yo participo en él); sí, el discurso llamando al odio y la violencia, venga de quién venga. Eso vende. La paz vende menos. Lamentablemente.

Ver Islamic State y el Islam