viernes, 15 de junio de 2012

Mantenemos a los países en dificultades con los ahorros de holandeses, alemanes y finlandeses


Continuando con la lectura (y traducción... de nada, lo hago con gusto) del artículo Hans-Werner Sinn nos explica qué son las Target-Forderungen:

"Nos hemos hecho vulnerables al chantaje. La posición negociadora generalmente depende de lo que podría suceder en el caso de una catástrofe. Esto explica las concesiones a las que estamos dispuestos a hacer. Durante los últimos años, hemos entreagdo cientos de miles de millones de euros por concepto de exportaciones netas a otros países del euro y no hemos recibido nada a cambio (sólo Target-Forderungen). El Sur se ha limitado a cargar todo a la cuenta (a anotarlo en un papel).

¿Cómo lo hacen las otras uniones monetarias? Sinn explica que los estadounidenses no permiten este "cargo a cuenta" constante de los bancos. En principio, cada uno de los doce distritos federales también pueden imprimir más dinero del que se necesita para la circulación dentro del propio distrito. Este dinero se transfiere a los ciudadanos de otros distritos para comprar bienes o para pagar la deuda. Se establece que los bancos del establezcan saldos a su favor. Pero estos se tienen que pagar una vez al año con valores reales y negociables en el mercado.

Los saldos de destino (Target-Salden) de EEUU inicialmente han aumentado durante la crisis; sin embargo, se han reducido a 21 mil millones de dólares. Por el contrario, en la Zona euro, tenemos 947 mil millones de euros que se encuentran "anotados en la pizarra", y la suma total se incrementa progresivamente en los últimos días. El sistema es salvado gracias a los ahorros de ciudadanos holandeses alemanes y finlandeses. Por desgracia, sin que los ahorrantes o sus diputados sepan esto o puedan entenderlo.

En suma, mantenemos a estos países económicamente a flote y vivos, con el ahorro de una minoría.