martes, 4 de noviembre de 2014

Gauck y el Linkspartei, sobre Thüringen


Las palabras de Gauck en la entrevista de ARD han provocado un gran debate en Alemania. Para que sepan de qué se trata, traduzco para Uds., la pregunta y la respuesta de Gauck sobre el tema próximo ministro-presidente de Thüringen del Linkspartei, sucesor del partido único de la Alemania comunista, 25 anos luego del fin de la Alemania del Este.

El problema se presenta porque, de acuerdo a la Constitución, el Pdte federal es imparcial y no se puede pronunciar sobre política contingente. La pregunta es si Gauck lo hizo o no. Los Verdes, la CDU, la socialdemocracia, todos, menos los partidos extremos dicen que no sobrepasó sus atribuciones constitucionales.

El periodista Deppendorf le propone hacer un balance luego de 25, al cabo de los cuales, por primera vez, habrá probablemente un ministro-presidente del Partido de Izquierda, el senor  Ramelow, en un Land del Este. Este partido que ha recibido, en parte, la herencia de la vieja SED (el partido único socialista de la Alemania del Este). "Es esto normalidad o es difícil de entender?"

Gauck responde: "Bueno, las personas de mi edad que vivieron la RDA/DDR se van a tener que esforzar mucho para aceptar esto. Pero estamos en una democracia y respetamos las decisiones electorales; pero, al mismo tiempo, nos preguntamos: está el partido del ministro-presidente, verdaderamente ya tan lejos de los planteamientos de opresión de la SED, que nosotros podemos confiar en él? 

"Hay sectores de ese partido donde yo, y también muchos otros, tenemos problemas para confiar en ellos. Experimentamos actualmente en Thüringen un fuerte controversia acerca de cómo/qué es este partido hoy en día".

Naja,  Menschen, die die DDR erlebt haben und in meinem Alter sind, die müssen sich schon ganz schön anstrengen, um dies zu akzeptieren. Aber wir sind in einer Demokratie. Wir respektieren die Wahlentscheidungen der Menschen und fragen uns gleichzeitig: Ist die Partei, die da den Ministerpräsidenten stellen wird, tatsächlich schon so weit weg von den Vorstellungen, die die SED einst hatte bei der Unterdrückung der Menschen hier, dass wir ihr voll vertrauen können? Und es gibt Teile in dieser Partei, wo ich - wie viele andere auch - Probleme habe, dieses Vertrauen zu entwickeln. Und wir erleben gerade in Thüringen einen heftigen Meinungsstreit: Ja, was ist denn diese Partei nun wirklich?"